La música

La Escuela Orquesta de Puerto Vallarta es un proyecto liderado por el Arquitecto Abel Villa, el cual tiene la visión de crear mejores ciudadanos, por medio de la música, de los valores y los principios

Nestor Cabral Biurcos

Juventud en nuestra comunidad

Néstor Cabral Biurcos

La variedad en la vida y el cambio es lo que nos hace sentir que vivimos en un mundo más grande de lo que podemos ver. Estar comunicados y aprender de distintas maneras, nos abre puertas a conocimientos que en el pasado no tuvimos. Estoy bastante seguro que al día de hoy, los jóvenes en Vallarta escuchamos música de distintas maneras, ya sea porque oímos a algún amigo tararear un ritmo, o tal vez estamos sentados en algún lugar y un anuncio de algún producto suena en la tele y radio y lo llegamos a escuchar. Como sea, la música es y siempre será parte de nuestra vida diaria, y es algo de lo que no me quejo, ya que yo no me imagino mi vida sin música, simplemente no podría. Un mundo sin música, sería un mundo muy aburrido.

Como ya dije, la música es una gran parte de nuestra cultura como jóvenes. Todos la usamos con diferentes metas, pero, a fin de cuentas, es la de entretenernos, distraernos de nuestra vida por un segundo y escuchar algo que nos produzca esa sensación que como ninguna otra cosa, la música causa en nosotros.

Desde pequeño, mi papá y mamá procuraron educarnos con música que ellos solían escuchar con frecuencia, puede que ahí mi hermano y yo hayamos sacado el gusto por grupos de los setentas, ochechantas y parte de los noventas. Grupos como AC/DC, Journey, Creedence, INXS entre otros muchos. Vocalistas asombrosos como Billy Joel, Freddie Mercury, John Lennon y de más. Es música de una altísima calidad que permanecerá vigente por siempre y no perderá esa esencia que en años pasados tenía.

Algo que siempre me ha estresado hasta cierto punto de mis papas, es que no entiendan con qué frecuencia cambian las tendencias, los gustos y los géneros de música que los jóvenes escuchamos. Desde que tengo memoria, mi padre ha sido del tipo de personas que no puede soportar una canción de reggaetón o de rap, ya sea en inglés o español, simplemente, no puede escuchar esos géneros porque no es de su agrado y no la comprende. Yo le respeto eso, ya que claramente no está acostumbrado, o el ritmo y los mensajes son unos que ya no son de su interés.

La música, en este tipo de géneros, me ayuda a probar uno de mis puntos, que los tiempos cambian y lo hacen rápido, y que debemos saber adaptarnos, respetar, mantener nuestros límites, ya que es comprensible que no todo tipo de música sea de tu agrado, pero siempre respetando el trabajo de una persona, ya que todo se hace con mucho esfuerzo.

En Puerto Vallarta, la música tiene otras implicaciones, con esto me refiero al trabajo de una asociación que actualmente estoy observando de cerca por diferentes puntos. La Escuela Orquesta de Puerto Vallarta es un proyecto liderado por el Arquitecto Abel Villa, el cual tiene la visión de crear mejores ciudadanos, por medio de la música, de los valores y los principios. Desde hace ya poco más de un año, mi padre ha funcionado como un asesor de este, siempre me cuenta la noble intención del proyecto y qué aspectos lo hacen diferente de todas las ideas que ya existen de crear una juventud más sana por medio de maneras creativas.

Yo espero que este proyecto siga en crecimiento, y poco a poco consiga su objetivo, y los cambios que ya han hecho sean más y más notables en nuestra sociedad. El valor y la buena intención se juntaron para formar algo que ya está haciendo cambios, y no hay una mejor manera de implementar la música en nuestra sociedad que esta.

Yo siempre he pensado que, así como en pocas cosas, la música es tanta y es tan amplia que para todas las personas habrá algo que escoger. La música ha cambiado al mundo desde los inicios del hombre, ha evolucionado y lo seguirá haciendo. Los invito a que sigan escuchando música, aprendan lo más que puedan de ella y sigan en contacto con esta vasta perspectiva que la música nos abre día con día.

Respeten los gustos ajenos, y nunca digan no a escuchar algo nuevo, las mejores cosas de la vida son aquellas que no te esperas, y nunca sabremos cuándo podremos describir algo que nos gusta. Asimismo, los invito a que se acerquen al proyecto de la OEPV del cual ya les platiqué brevemente, y digo brevemente porque existen muchas cosas que todavía valen la pena conocer. ¡Muchas gracias por leer y que tenga excelente día!

Leave a comment

Your email address will not be published.


*